Aprendizaje Basado en Proyectos

¿Qué es el Aprendizaje Basado en Proyectos?

¿Conoces la metodología de Aprendizaje Basado en Proyectos?

Cuando hablamos del Método de Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP) hacemos referencia a una técnica de estudio innovadora desarrollada por el profesor universitario estadounidense William Heart Kilpatrick. Esta técnica, que vino a revolucionar las bases del sistema, está basada principalmente en el método de proyectos de John Dewey. Sostiene que el aprendizaje es mucho más eficaz si se basa en experiencias e involucra al estudiante en el proceso de planificación, producción y comprensión.

De manera que el proceso de aprendizaje debe estar basado en los intereses de los estudiantes. Así como tener en cuenta que cada alumna o alumno tienen un cerebro único, en el que la plasticidad cerebral nos asegura su desarrollo. De manera que el hecho de posibilitar que cada persona pueda alcanzar su desarrollo a través de la toma de control de su propio aprendizaje, optimizará los resultados. El Aprendizaje Basado en Proyectos tiene como objetivo que cada persona pueda aprender de manera inclusiva, construyendo socialmente el conocimiento.

Se trata, en definitiva, de hacer una educación más “democrática” en la que los alumnos tengan una participación más activa y que colaboren en la toma de decisiones, consiguiendo personas más involucradas y motivadas.

Otras definiciones de ABP

1. Según leemos en la Wikipedia:

(ABP o PBL, Project-based learning) es un modelo de enseñanza fundamentado en la utilización de proyectos auténticos y realistas, basados ​​en una cuestión, tarea o problema altamente motivador y envolvente, relacionados directamente al contexto de la profesión, mediante el cual los alumnos desarrollan competencias en un enfoque colaborativo en busca de soluciones.

En esta metodología, el aprendizaje de conocimientos tiene la misma importancia que la adquisición de habilidades y actitudes. Es importante comprender que es una metodología y no una estrategia instruccional. ​ Se considera, además, una estrategia de aprendizaje, en la cual los estudiantes se enfrentan a un proyecto que deben desarrollar.

Wikipedia

Así, en la definición se implica el hecho de “sostener los aprendizajes en base a los sentidos” y se busca el papel activo y la actitud crítica del alumnado. En el Aprendizaje Basado en Proyectos se da un mayor protagonismo a los alumnos, alejándose del “papel pasivo del sistema de contenidos.”

2. La enseñanza por proyectos: una metodología necesaria para los futuros docentes

La necesidad de cambio e innovación propició que William Heart Kilpatrick trazara las bases de la Metodología por Proyectos a principios del siglo XX. Kilpatrick parte de la concepción de que el alumnado aprende en relación con la vida a partir de lo que le es válido. Por ello, aboga por una “filosofía experimental de la educación” (Kilpatrick, 1967b: 72) en la que el conocimiento se adquiere a través de la experiencia. Critica, asimismo, la división del conocimiento por materias, asignaturas o áreas, porque aprender aisladamente significa que “el alumno no ve o siente la utilidad o pertinencia de lo que se enseña para ningún asunto que le interesa en el presente y, por tanto, no se adhiere inteligentemente a la situación actual” (Kilpatrick, 1967a: 49).

La enseñanza por proyectos: una metodología necesaria para los futuros docentes, Alfredo López de Sosoaga López de Robles, Ana Isabel Ugalde Gorostiza, Paloma Rodríguez Miñambres, Arantza Rico Martínez

Etapas de aprendizaje en esta metodología

Para seguir esta metodología se siguen unos determinados pasos. Nosotros queremos hacer un pequeño esquema de estas 4 grandes etapas:

  1. Planificación: en esta etapa se plantean los objetivos del aprendizaje y se definen los contenidos que se van a trabajar y las competencias a desarrollar.Para que los resultados sean óptimos, debemos comenzar realizando una pregunta inicial que consiga motivar a los estudiantes y convierta el temario en algo interesante.
  2. Preparación: definición de las características del proyecto a realizar por el grupo. Se planifican materiales, las tareas, el calendario y los pasos que se van a realizar.
  3. Elaboración del proyecto: se trabaja de manera cooperativa y en ella se definen los roles, el propósito de elaboración y se realiza un trabajo de investigación (entre otras acciones). Se trata de definir el reto, realizar un trabajo de investigación, reflexionar sobre el tema y compartir con el grupo el proyecto individual.
  4. Evaluación: cuando llegamos a este punto, debemos realizar una evaluación del proceso, tanto individual (autoevaluación), como grupal.

Principales beneficios de trabajar con el ABP

Ahora bien, llegamos al punto cumbre del artículo, ¿qué ventajas tendrá para los alumnos seguir esta metodología de Aprendizaje Basado en Proyectos? Os resumimos a continuación las que consideramos más importantes:

1. Se consigue aumentar la motivación del alumnado y mejorar la satisfacción en el aprendizaje. Los estudiantes están más estimulados por aprender. Además, se les prepara mejor para afrontar situaciones reales con las que se enfrentarán en el ámbito laboral. Los alumnos salen mejor preparados para ejercer sus profesiones.

2. Integración de los alumnos en el aprendizaje: haciéndoles sentir parte del proyecto. Esto conseguirá, además, que el proceso de retención de conocimientos y habilidades sea mayor, a la vez que se desarrollan habilidades como la colaboración, comunicación, toma de decisiones y manejo de tiempos.

3. Desarrollo de habilidades mentales del orden superior (versus memorización datos y contextos aislados) y de colaboración (aprendizaje colaborativo, al compartir ideas y opiniones con el grupo).

4. Aprendizaje en la resolución de problemas y conexión del aprendizaje con el mundo real.

5. Fomento de la creatividad, la responsabilidad, el trabajo colaborativo, las fortalezas individuales de aprendizaje, capacidad crítica y de toma de decisiones.

6. Desarrollo de habilidades sociales y de la persona, tales como la capacidad de negociación, trabajo en grupo, exposición de problemas y juicios de valor, el aumento de la autoestima, etc.

Dos Acordes y la metodología de Aprendizaje Basado en Proyectos

En Dos Acordes seguimos esta metodología para impartir nuestras clases de preparación de oposiciones, puesto que seguimos la máxima de organizar las actividades en torno a un fin común. Una meta definida por los intereses de nuestros alumnos.

Con las ideas puestas, además, en que este tipo de aprendizaje fomente la creatividad, motivación y capacidad crítica de los opositores, a la vez que refuerza el trabajo colaborativo, la comunicación, la toma decisiones y la facilidad para expresar opiniones. Todas ellas capacidades imprescindibles tanto en el proceso de oposición, como en vuestros futuros trabajos como docentes.

Publicado en Oposiciones.

Alba Gorgoso Villamarín